Las inversiones del PP rebajan la hucha de las pensiones

Octavio Granado aboga por que la pensión se calcule en función de toda la vida laboral

Miércoles, 10 de Octubre de 2018 - Actualizado a las 06:03h.

donostia - El Fondo de Reserva, la llamada hucha de las pensiones, no solo pierde recursos con el dinero que se saca cada año para pagar las extras de las pensiones. También lo está perdiendo, “desde mayo de 2017”, por la rentabilidad negativa que tiene tanto en sus inversiones como en la cuenta corriente que tiene abierta en el Banco de España. “La situación es de todo menos halagüeña”, aseguró el secretario de Estado de la Seguridad Social, Octavio Granado, en su intervención inicial de ayer con motivo de una reunión del Pacto de Toledo.

El Fondo de Reserva de la Seguridad Social cuenta en la actualidad con 8.061,56 millones de euros, una cifra que se sitúa por debajo de los 8.085 millones que tenía a cierre de 2017, debido a que las rentabilidades de los valores en los que está colocado son negativas.

Granado explicó que el Fondo de Reserva está invertido en activos de deuda pública con rentabilidad negativa desde mediados de 2017, “equiparable a la que tenía a principios de 2003”. La cartera de activos que forman parte del Fondo de Reserva está invertida exclusivamente en deuda pública española con vencimientos a muy corto plazo, con rentabilidades negativas desde el 0,1% hasta el 0,4% en el último año.

Granado atribuyó esta política de inversión al anterior Gobierno del PP y aseguró que “habría sido posible tener otras previsiones” más “razonables”, invirtiendo una parte a largo plazo y otra parte a corto, algo que “habría exigido tener una planificación”.

Desde los 67.000 millones de euros que tuvo en 2011, del Fondo de Reserva se han detraído 74.000 millones para el pago de pensiones, una cuantía mayor de la aportada porque se han añadido los rendimientos financieros obtenidos de su colocación en deuda. “En estos momentos, la actual Administración no comparte los criterios que utilizó la Administración anterior ni sus previsiones”, dijo Granado, quien se mostró “optimista”, si bien reconoció el Fondo de Reserva tiene un problema de financiación.

Insistió en que si en 2016 y 2017 se hubieran realizado inversiones a dos años del dinero que no se iba a utilizar del fondo, “podríamos tener rentabilidades no negativas”.

cálculo de la pensión Durante su comparencia en la comisión parlamentaria, el secretario de Estado para la Seguridad Social abogó, por otra parte, por que las pensiones se calculen en el futuro con toda la vida laboral, en línea con lo que ocurre en el resto de Europa, así como por buscar “la fórmula” que permita mantener el poder adquisitivo de las pensiones.

Granado recordó que en 2022 habrá concluido el aumento gradual de 15 a 25 años cotizados del periodo de cómputo para calcular la pensión inicial que se estableció en la reforma de pensiones de 2011.

“Probablemente yo propondría al Diálogo Social, aunque yo ya no voy a estar en mi actual responsabilidad, que se continuara subiendo el periodo de cómputo un año y otro año y otro año, hasta llegar al final de la vida laboral”, afirmó. - N.G.