Se ultima la canalización de las aguas residuales en Fraiskozuri

Junto al andamio, el tubo para la recogida de aguas residuales colocado en las viviendas de Fraiskozuri.

Bergara conduce hasta la depuradora de Mekolalde 250 m3 de vertidos

2 f Anabel Dominguez - Domingo, 9 de Septiembre de 2018 - Actualizado a las 10:04h.

Bergara – Las obras para canalizar las aguas residuales de las viviendas de la plaza Fraiskozuri afrontan su recta final. El Ayuntamiento bergarés estima que los trabajos que en los últimos meses ha venido ejecutando la empresa Construcciones Artzamendi concluirán “esta próxima semana, de cara a las fiestas de San Martín”, apunta el concejal Lander Arregi.

La actuación, que ha traído consigo una inversión cercana a los 93.000 euros, permitirá recoger las aguas residuales urbanas que generan 24 hogares situados sobre el río, a la altura del puente de Santa Marina, y transportarlas hasta la estación de Mekolalde, evitando de este modo que sean vertidas al cauce del Deba. La intervención ha exigido, a petición de la Agencia Vasca del Agua-URA, colocar un andamio anclado a los inmuebles y, además, la canalización se ha tenido que llevar a cabo de un “modo especial” mediante la colocación de un tubo de fibra de vidrio, de 20 centímetros de diámetro, sobre la fachada, “al aire libre”, detalla el edil de Obras y Servicios.

Hace unos años el Consistorio inventarió todos los vertidos de aguas residuales del municipio en el que se detectaron 212 puntos que no estaban empalmados a la red general, muchos de ellos pequeños, pero también algunos de envergadura como es el caso de la calle Kataibia, Etxeaundi y Usondo, Osintxu, el polígono industrial de San Lorenzo y Fraiskozuri. “Con los trabajos realizados en este último punto se resuelve el problema más serio de vertidos que existía en el casco urbano”, explica Arregi.

osintxu y san lorenzo Hasta la fecha 250 metros cúbicos de aguas fecales que iban a parar directamente al río se han conducido hasta la depuradora de Mekolalde para su manejo y tratamiento.

En palabras de Arregi se están dado “pasos muy importantes” para regenerar el Deba. La intención de los responsables municipales es seguir avanzando en esta línea. Así, la siguiente actuación se acometerá en el barrio de Osintxu, en cuya vieja galería se instalará un sistema de bombeo con su correspondiente colector que se conectará con la EDAR de Mekolalde. 

Mientras el Ayuntamiento mantiene conversaciones con el Consorcio de Aguas al objeto de efectuar estos trabajos, se redacta el proyecto para el polígono industrial de San Lorenzo, una intervención “costosa”, técnica y económicamente, que se quiere materializar el próximo año.

Quedan pendientes, asimismo, viviendas “sueltas” situadas en las zonas de Ola o Parisenea, entre otras. “En su mayoría son obras que requieren de importantes inversiones, pero necesarias que iremos desarrollando poco a poco”, precisa Arregi. Con este mismo objetivo, el Consistorio puso en marcha un plan de ayudas para financiar al 50% la limpieza de las aguas fecales de los caseríos. l

Secciones