trasplante de hígado

La ONT se persona como acusación particular y pide que se reabra caso Abidal

Abidal y Rosell, en una imagen de archivo. (EFE)

La Organización Nacional de Trasplantes (ONT) se ha personado como acusación particular y se ha sumado a la petición de la Fiscalía para que se reabra el "caso Abidal".

EFE - Jueves, 30 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 18:49h.

MADRID. Según han informado a Efe fuente de la ONT, la decisión se ha tomado tras conocerse que la Fiscalía de Barcelona ha pedido a la juez que dicte una orden europea para someter a un examen médico al primo del exfutbolista internacional francés Eric Abidal para comprobar si es el donante vivo del hígado que le fue trasplantado al defensa en 2012, como figura en el expediente médico.

Tras una investigación, la Organización Nacional de Trasplantes (ONT) concluyó el pasado julio que el trasplante hepático de donante vivo realizado al exfutbolista del FC Barcelona Eric Abidal "se realizó conforme a la ley" y a la buena práctica clínica, si bien ya anunció que, si se reabría el caso, se personaría como acusación particular.

LA FISCALÍA PIDE UN EXAMEN MÉDICO

 La Fiscalía de Barcelona ha pedido a la juez que dicte una orden europea para someter a un examen médico al primo del exfutbolista internacional francés Eric Abidal para comprobar si es el donante vivo del hígado que le fue trasplantado al defensa en 2012, como figura en el expediente médico.

Según han informado a Efe fuentes jurídicas, el ministerio público ha solicitado esta diligencia a la titular del juzgado de instrucción número 28 de Barcelona, que antes de resolver ha dado traslado de esta petición a las partes: el propio Abidal, el expresidente del FC Barcelona Sandro Rosell y la Organización Nacional de Trasplantes (ONT).

El ministerio público solicitó en julio pasado a la juez que reabriera la investigación sobre el trasplante a Abidal, que se había archivado provisionalmente el pasado 18 de abril, a raíz del contenido de unas conversaciones intervenidas a Rosell, pendiente de ir a juicio en la Audiencia Nacional por blanqueo de capitales, que apuntaban a una supuesta compra ilegal del hígado.

Según las fuentes jurídicas consultadas por Efe, la Fiscalía ha solicitado ahora a la juez que dicte una orden europea para que el primo del futbolista, Gerard Abidal, que reside en Francia y que figura en el expediente como donante, sea sometido a un examen médico para comprobar si realmente dio parte de su hígado para que le fuera trasplantado al actual secretario técnico del FC Barcelona.

El ministerio público, según las fuentes, considera que esta prueba sería determinante para la investigación, en la que aprecia indicios de los delitos de tráfico de órganos y falsificación de documentos.

Antes de adoptar su decisión, la juez ha dado traslado de la petición de la Fiscalía a las partes, entre ellas el abogado de Abidal, que desde el primer momento ha pedido que se mantenga el archivo del caso.

En un escrito, al que ha tenido acceso Efe, el abogado de Abidal, Carles Monguilod, sostiene que poner en duda que la persona que donó parte de su hígado a Abidal no era la que firmó el consentimiento y presentó toda la documentación, y que fue "entrevistada, visitada, controlada y operada" por varios médicos, "únicamente puede sostenerse desde una visión distorsionada o surrealista de la realidad, o como fruto de una fantasía reñida con el más elemental sentido común".

"Pensar que se produjo alguna suerte de truco malabar para 'cambiar' el auténtico donante del órgano vital por un tercer individuo desconocido que habría sido el que finalmente se operó, resulta absolutamente inverosímil e imposible desde cualquier punto de vista si se recuerda y revisa la ingente documentación médica que consta en la causa, los distintos y variados documentos que prueban los controles que se hicieron y el número importante de profesionales que intervinieron en tan delicada y laboriosa intervención", subraya la defensa de Abidal.

Por este motivo, Monguilod se posiciona en su escrito en contra de que se acuerden las diligencias solicitadas por la Fiscalía, ya que considera que son "innecesarias".

La Organización Nacional de Trasplantes concluyó en julio pasado que el trasplante hepático de donante vivo a Abidal "se realizó conforme a la ley" y a la buena práctica clínica, tras revisar "todos y cada uno de los pasos del proceso", si bien anunció que si se reabría la causa se personaría como acusación particular.

También el Hospital Clínico de Barcelona, donde se llevó a cabo el trasplante, ha defendido que el proceso se practicó con todas las garantías.

En las escuchas policiales a que fue sometido Rosell en el marco de la investigación sobre blanqueo de capitales, por la que está en prisión preventiva por orden de la Audiencia Nacional, el expresidente azulgrana hablaba con un tal "Juanjo", que comentaba que "compraron un hígado ilegal" a Abidal cuando éste recayó del cáncer, para que le fuera trasplantado en abril de 2012.

Tras recibir el atestado con las intervenciones telefónicas, la juez abrió una investigación y, de oficio, requirió al Hospital Clínico una serie de documentación relacionada con el trasplante y una comisión rogatoria a Francia para aclarar las circunstancias de la donación del hígado por parte de un primo del futbolista, que reside en ese país.

Una vez recibida la información, la juez archivó la investigación sobre el trasplante al no apreciar indicios de delito, a lo que el ministerio público no se opuso.

No obstante, la Fiscalía pidió en julio reabrir la causa y nuevas diligencias al albergar dudas sobre el informe facilitado por el Clínico, porque aunque toda la documentación está en regla faltaría la copia del pasaporte del donante.

Secciones