Tratan de evitar el “bloqueo y parón” en San Bartolomé

La junta de gobierno aprueba modificar la licencia del hotel para permitir reconstruir los muros de la iglesia

Miércoles, 8 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:02h.

Donostia - La junta de gobierno de Donostia aprobó ayer el cambio de la licencia para las obras de construcción del hotel Catalonia del alto de San Bartolomé. La modificación, tal y como informamos el pasado sábado, permitirá derribar los muros de la iglesia protegida del siglo XIX, que fueron parcialmente destruidos en enero. El cambio en la licencia autoriza tirarlos del todo para volver a reconstruirlos. El templo pasará a formar parte de la entrada al establecimiento de cuatro estrellas, según está previsto.

El alcalde, Eneko Goia, defendió ayer el cambio de licencia, que ha sido criticado por los grupos de la oposición EH Bildu e Irabazi. El regidor manifestó que no comparte las críticas de estas formaciones, que acusan al Ejecutivo local de permitir a la constructora que se salga con la suya tras haber demolido los muros, algo que no estaba contemplado en el permiso inicial, por lo que las obras fueron paralizadas.

El alcalde manifestó que la situación en la que se hallaba la obra implicaba el “bloqueo total y el parón” de los trabajos. Según señaló, la constructora aportó unos informes técnicos que aconsejaban derribar los muros en mal estado, para posteriormente reconstruirlos, ya que en su situación original no permitía llevar a cabo el proyecto tal y como se preveía. “Tras ver los informes que aportó la empresa, el Ayuntamiento encargó los suyos también y dijeron que era imposible proseguir con la obra en el estado en el que se hallaban los muros”, manifestó Goia.

La licencia modificada obliga a mantener o restaurar los elementos y partes de la fachada permanentes de la iglesia, así como la sillería, las torres, las decoraciones, el relieve, la cruz, las lápidas y esculturas y el resto de elementos que conforman el pórtico del templo.

Con la modificación de la licencia, el Ayuntamiento permite algún cambio para adaptar las ventanas al nuevo uso, aunque respetando el despiece original del conjunto de las aperturas, las divisiones radiales en el rosetón y la cuadrícula y las ventanas inferiores, así como el portón, la verja y la puerta principal de la fachada norte - C.A.