El presidente que escapó de Mugabe para legitimarse

Emmerson Mnangagwa, apodado ‘cocodrilo’, fue mano derecha de Mugabe hasta que le forzó a salir del poder

Sábado, 4 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:02h.

Harare - Nacido en la región central de Zvishavane dentro de una familia Karanga (el mayor clan de la mayoritaria etnia Shona), el presidente se ha casado tres veces, es padre de nueve hijos y se le considera uno de los hombres más ricos del país. Aparte de ED, Mnangagwa es conocido como Cocodrilo, debido a que formó parte de un grupo de jóvenes independentistas apodado la pandilla de los cocodrilos, junto a los que hizo estallar una locomotora, lo que le valió una condena a muerte.

Finalmente, al ser entonces menor de 21 años, el mandatario, cuyo apodo también responde a su conocida astucia política, pasó nueve años en la cárcel a cambio de librarse de la ejecución.

Esta fue una de las primeras veces que demostró su innato instinto para sobrevivir. Ahora ha vuelto a hacerlo, solo que desde un ángulo político.

Aprovechando su tirón por haber desalojado a Mugabe del poder y la fragmentación de la oposición, Cocodrilo ha propinado el mordisco perfecto para cumplir su sueño de gobernar sin atisbo de duda sobre su legitimidad.

Durante casi cinco décadas el nuevo jefe de Estado vivió a la sombra de Mugabe, su mentor y aliado, que dominó la escena política zimbabuense con mano de hierro desde la independencia del Reino Unido en 1980, hasta su derrocamiento en noviembre del pasado año. Sin embargo, todos saben que Mnangagwa, de 75 años, fue la mano derecha de Mugabe desde la década de los años 70, y una cara que figuró en todos los Gobiernos dirigidos por el veterano líder. - Efe