“No soy una de las grandes voces, pero canto desde el corazón”

Mary Stallings, visiblemente emocionada, recibe el premio del Jazzaldia

Harri Fernández - Domingo, 29 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:03h.

donostia - La cantante Mary Stallings recibió ayer por la mañana, en un acto que tuvo lugar en el Victoria Eugenia, el premio honorífico que otorga el Jazzaldia. Lo recogió de manos del alcalde de Donostia, Eneko Goia, y del director del Festival de Jazz, Miguel Martín, quien afirmó que pese a no ser una de las voces más conocidas es una “referencia del jazz vocal”. Asimismo, el director esperó que la de este año sea “la primera de una serie de visitas” al Jazzaldia, a lo que Stallings respondió que ya se encuentra “esperando la invitación” para futuras ediciones.

Stallings, visiblemente emocionada, hizo un repaso a su medio siglo sobre los escenarios y agradeció a todos aquellos que le han ayudado a llegar hasta este momento y lugar. Con un tono muy humilde, afirmó no considerarse una de las “grandes cantantes” del jazz. “Pero les reconozco que canto desde el corazón”, se confesó.

En este sentido continuó para afirmar que este género ha supuesto para ella “una plataforma” para contar sus historias desde “el alma y el corazón”.

Asimismo, reconoció que el jazz le ha servido para conocerse a sí misma y la profundidad de ese “alma”. También habló de sus referencias de juventud y alabó las figuras de artistas como Dinah Washington, Billie Holliday o Ella Fitzgerald.

En cuanto a las nuevas generaciones, reconoció ser seguidora de Cécile McLorin Salvant, con la que actuó en la plaza de la Trinidad el viernes, de la que destacó su voz “líquida”.