Más impuestos para firmas con 8 millones o más en ventas

La ministra de Hacienda indica que la subida de los tributos no afectará a las pymes

Sábado, 14 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:03h.

dOnostia - La ministra española de Hacienda, María Jesús Montero, adelantó ayer viernes que la reforma del Impuesto sobre Sociedades que está preparando el Gobierno español de Pedro Sánchez para que ninguna empresa pague menos del 15% real, aunque el tipo nominal es superior, supondrá un incremento de la fiscalidad para los grandes grupos consolidados, aquellos que facturan más de 8 millones de euros anuales.

Fuentes empresariales vascas indicaron que considerar grandes grupos a empresas que facturan más de 8 millones no parece muy lógico porque no lo son y porque se está intentando un redimensionamiento empresarial para poder competir mejor en un mundo globalizado donde el tamaño es fundamental en áreas como el I+D o la internacionalización.

Al término de la reunión del Consejo de Ministros, la titular de Hacienda indicó, por tanto, que no se subirán los impuestos ni a las pymes ni a los autónomos, el “gran tejido empresarial” del país, y añadió que esta reforma, al no tratarse de una nueva figura impositiva, se incluirá en la ley de Presupuestos Generales del Estado de 2019, año en el que entrará en vigor el aumento del impuesto.

Montero, que se mostró confiada en que habrá “pocas fuerzas políticas” que puedan oponerse a esta medida, afirmó que la reforma trata de acercar el tipo teórico del Impuesto sobre Sociedades al tipo real por el que efectivamente tributan estas grandes empresas y que, debido a deducciones y reducciones, suele ser muy inferior.

“Tenemos que ser capaces de buscar la posibilidad de establecer un tipo mínimo para las grandes empresas, así como la simplificación de algunas de las reducciones”, apuntó Montero al respecto.

En cuanto al resto de cambios fiscales que prepara la Hacienda española, la ministra dijo que se trata de adoptar una “nueva fiscalidad para el siglo XXI”, ya que hay una serie de cuestiones que no están contempladas debidamente, como las derivadas de la globalización y de la revolución tecnológica, algunas de las cuales suponen “competencia desleal” para sectores más tradicionales.

‘Tasa google’ Así, afirmó que el impuesto a las empresas tecnológicas, conocido como tasa Google se aprobará en el Consejo de Ministros “en los próximos días” para que entre en vigor en 2019, y que la actividad sujeta a gravamen será la “parte publicitaria”, al tiempo que gravará a las empresas de intermediación, aunque no precisó nada más. Según apuntó, este tributo estará en línea con las recomendaciones de fiscalidad de la Unión Europea.

Sobre el impuesto a los bancos, cuya aprobación no será tan inminente como la tasa Google, dijo que se aprobará a lo largo de este año, también con la idea de que entre en vigor en 2019, y que gravará las “transacciones que se hacen en la banca”.

El último paquete fiscal que quiere aprobar el Gobierno tiene que ver con la fiscalidad verde, y el diseño partirá del Ministerio de Transición Ecológica, con una finalidad más disuasoria que recaudatoria y con el objetivo de evitar “conductas agresivas contra el medio ambiente”, explicó la ministra de Hacienda.

Por último, la ministra de Hacienda española afirmó que, al menos nominalmente, no se van a subir los impuestos ni a los ciudadanos, ni a las pequeñas empresas ni a los autónomos. “Nos estamos dirigiendo a las grandes empresas, a los grandes grupos consolidados”, afirmó. - E.P.