Ura vuelve a constatar el mal estado ecológico del río Ego y de la regata mutrikuarra de Mijoa

Los indicadores señalan la “fuerte contaminación” de los ríos, que incumplen su objetivo de calidad “gravemente”

Viernes, 13 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:03h.

mutriku - El informe relativo a la campaña de 2017 promovido por la Agencia Vasca del Agua (Ura) con el objetivo de conocer el estado biológico de los ríos de Euskadi ha vuelto a constatar el mal estado ecológico del río Ego (atraviesa Eibar) y de la regata mutrikuarra de Mijoa, que desemboca en la playa de Saturraran.

Además, en dicho documento, elaborado por la UTE (unión temporal de empresas) Anbiotek-Cimera, se deja de manifiesto que “todos los indicadores biológicos estudiados incumplen gravemente el objetivo medioambiental” señalado para ambos cauces.

En lo referente al río Ego, el estudio realizado para Ura bajo el título de Red de seguimiento del estado biológico de los ríos de la Comunidad Autónoma del País Vasco. Informe de resultados. Campaña 2017, destaca que el citado afluente del Deba “presenta una calidad físico-química del agua insuficiente debido a un exceso de carga orgánica y de fosfatos y un incumplimiento grave y sistemático de todos los indicadores biológicos”. Eso sí, el documento también señala que en el río Ego “se aprecia un ligero cambio positivo respecto a la comunidad de macroinvertebrados que se registró en 2015 y en relación a la fauna piscícola”.

Del mismo modo, el informe señala que en la regata mutrikuarra de Mijoa “todos los indicadores incumplen gravemente su objetivo de calidad e indican una situación de fuerte contaminación”.

críticas Las asociaciones ecologistas que trabajan en Debabarrena como Eguzki o Mutriku Natur Taldea no han tardado en reaccionar al informe anual que acaba de publicar Ura sobre el estado biológico de los ríos de Euskadi.

Nada más conocerse los resultados de dicho documento, los citados colectivos han trasladado a NOTICIAS DE GIPUZKOA su malestar por una situación de “fuerte contaminación” que “viene de lejos” y que, aseguran, “si no se revierte es porque faltan por acometer las obras más básicas de saneamiento, especialmente en el caso de la regata de Mijoa”.

En este sentido, desde Eguzki recuerdan que el saneamiento de esa regata ya figuraba en el Acuerdo Marco interinstitucional para la construcción de infraestructuras hidráulicas en Gipuzkoa relativo al periodo 2007-2011, “pero el Gobierno Vasco, que es a quien corresponde correr con la mayor parte de la financiación, no lo ha ejecutado”.

El nuevo Plan Hidrológico (para el periodo 2016-2021) ha vuelto a incluir el saneamiento de la regata mutrikuarra pero desde Eguzki critican que “por el momento, el Gobierno solo ha presupuestado 100.000 euros de los aproximadamente 3,6 millones que cuesta la obra”. Aunque está incluida en el Plan Especial de Protección del Visón Europeo, para Eguzki “Mijoa es en la práctica una cloaca en la que los continuos vertidos ahogan la biodiversidad”. - J.Leon