El trasplante de Abidal, bajo sospecha

Abidal, en su época como jugador del Barcelona (EFE)

La Organización Nacional de Transplantes investiga el caso con la “certeza” de que fue legal

Jueves, 5 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:03h.

Madrid - La Organización Nacional de Trasplantes (ONT) inició ayer una investigación interna para revisar todo el procedimiento que se siguió en la donación y posterior trasplante de hígado al exfutbolista Éric Abidal, aunque tiene “la certeza” de que se realizó conforme a la legislación y los protocolos existentes. Se trata de una investigación que se está desarrollando en colaboración con la Organización Catalana de Trasplantes (Ocatt) y el Hospital Clinic de Barcelona, donde el exfutbolista del Barcelona y actual secretario técnico del club fue sometido el 10 de abril de 2012 al trasplante de hígado de un donante vivo, que se trataba, según dijeron él y el club, de su primo. La ONT abrió la investigación ante “la gravedad” de los hechos denunciados.

El Confidencial publicó ayer que en las escuchas policiales a las que fue sometido el expresidente barcelonista Sandro Rosell en la investigación sobre blanqueo se le oía hablar con alguien identificado como Juanjo, que comentaba que le “compraron un hígado ilegal” a Abidal, cuando este recayó del cáncer, para que le fuera trasplantado en 2012.

Con la investigación abierta, según la directora de la ONT, Beatriz Domínguez, se quiere poner de manifiesto a la ciudadanía que la organización se toma “en serio este tipo de temas y que reacciona con prontitud ante ello”. “Esto (la investigación) es una medida adicional que queremos realizar para revisar todo el procedimiento”, apostilló.

El departamento de Salud de la Generalitat está recopilando toda la información sobre el trasplante, pero también quiso hacer hincapié, como la ONT, en que “se cumplió con todos los procedimientos y legislación vigente”. El Hospital Clinic, donde extrajeron parte del hígado del donante para trasplantarlo a Abidal, también aseguró que siempre sigue “todos los procedimientos establecidos por la normativa vigente en materia de trasplantes, tanto de donante cadáver como de donante vivo”. El Barcelona también desmintió “rotundamente” que se haya producido cualquier “hecho irregular” e hizo hincapié en que la información difundida omite un hecho “trascendente”, como es el archivo de esta causa, con fecha del 18 del pasado mayo.

Y es que hace un año, una jueza de Barcelona abrió una investigación sobre la supuesta compra ilegal de un hígado para trasplantarlo al exdefensa francés a raíz de las citadas escuchas al expresidente Rosell, pero archivó las diligencias porque no halló indicios de delito. Según informó ayer el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), la titular del juzgado de instrucción número 28 de Barcelona practicó varias diligencias que no permitieron definir ningún ilícito penal ni al supuesto autor. - Efe

Secciones