Garantizan respeto en la exhumación de los restos de Franco

La vicepresidenta Carmen Calvo dice que el cambio de ubicación de Primo de Rivera tendrá igual consideración

Miércoles, 4 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:03h.

Donostia - La vicepresidenta del Gobierno español, Carmen Calvo, garantizó ayer que el traslado de los restos de Franco fuera del Valle de los Caídos y el cambio a un lugar no preeminente de la basílica de los de José Antonio Primo de Rivera se hará con respeto a sus familias y cumpliendo todo el procedimiento administrativo. “Queremos que los restos sean honrados a cada una de sus familias, incluidos los restos de Franco y de Primo de Rivera”, aseguró Calvo, que informó de que se está trabajando en distintos niveles administrativos para cumplir la normativa de forma “escrupulosa”, aunque la decisión política “está tomada”.

En su comparecencia ante la Comisión Constitucional del Congreso donde dio cuenta de las líneas generales de su departamento, Calvo avanzó que ese proceso se hará con “claridad”, con “firmeza” y “con toda honra” porque se trata de una situación que “tiene que resolverse por fin”. “No habrá mejor homenaje a los 40 años de democracia que haber cerrado muchas de estas heridas que están por resolver”, insistió.

Tras dejar claro que el Gobierno español “no puede pasar por alto” ni de “rondón” la situación del Valle de los Caídos, la vicepresidenta apostó por cumplir con las recomendaciones de Naciones Unidas y del Comité de Expertos para responder “con dignidad” a las víctimas de la Guerra Civil y de la dictadura franquista que también “tienen que ser honradas y localizadas”.

Entre esas recomendaciones figura la exhumación de los restos de Franco y su traslado a otro lugar, mientras que en el caso de Primo de Rivera se propone su cambio a un lugar “no preeminente” del Valle de los Caídos.

Pazo de meirás En este contexto, la Diputación de A Coruña insta al Gobierno del socialista Pedro Sánchez a iniciar el proceso judicial para que el Pazo de Meirás, ubicado en Sada (A Coruña) y actualmente en manos de la familia Franco, “pase a ser un bien público”. Así lo expone la vicepresidenta de la institución provincial coruñesa, Goretti Sanmartín, en una carta remitida al ministro de Cultura, José Guirao, en la que explica la situación del proceso de reclamación del Pazo de Meirás. - Efe/E.Press