Quousque tandem!

Saber hacer

Por Carlos Etxeberri - Domingo, 24 de Junio de 2018 - Actualizado a las 07:34h.

un empresario amigo tiene como filosofía de actuación en su vida profesional que nunca hay que decir más allá de lo que uno está haciendo en el día a día, so pena de perder la credibilidad ante los demás, sobre todo si tienes cargos de responsabilidad y tomas decisiones que afectan a terceros.

En este sentido, el “hablar poco y hacer mucho” forma parte de la idiosincrasia de los guipuzcoanos que siempre está presente en el debate social sobre sus virtudes y desventajas. “No sabemos vender, ni vendernos” se dice con mucha frecuencia para poner de relieve lo poco que a los guipuzcoanos nos gusta el marketing si no hay por detrás una base sólida que justifique una actuación comercializadora.

Pero esa forma de ser que caracteriza a los guipuzcoanos se está poniendo de relieve como una de las fortalezas que tienen nuestras empresas en estos años de recuperación y salida de la crisis económica a la hora de consolidar su presencia en los diferentes mercados exteriores.

En las últimas semanas estamos asistiendo a una fuerte actividad de las empresas guipuzcoanas en el exterior al implantarse de manera firme en mercados fuertemente competitivos, como es el caso de la cooperativa Danobat que acaba de inaugurar un centro de excelencia de rectificado de máquinas-herramienta en conexión directa con sus clientes en Italia, o el ejemplo de CAF, que está cerrando importantes pedidos, fundamentalmente en un mercado tan exigente como el europeo en competencia con otras importantes compañías del continente.

Danobat, que fue galardonada en la última Bienal de Máquina-Herramienta con un premio a la innovación, ha tomado la decisión de instalarse directamente en casa de su competencia y abordar un nuevo impulso a su actividad desde dentro de un país tan importante en este sector como es Italia, -segundo mercado europeo, tras Alemania-, donde colocar una máquina herramienta es como “tratar de vender vino en La Rioja”, según expresión de un fabricante que subraya las grandes dificultades que presenta el país transalpino en este segmento económico.

Este salto, que parte ya de una experiencia previa y de una importante cartera de clientes entre los que se encuentran Fiat-Iveco, en el terreno automovilístico;Avio, en el área aeronáutica o el fabricante de ferrocarriles Lucchini, le va a dar pie a Danobat para posicionarse como proveedor en el sector premium en competencia con los alemanes. El hecho de que los fabricantes de máquinas-herramienta de Italia hayan facturado 6.100 millones de euros en 2017, frente a los 1.700 de sus homólogos en el Estado, pone de relieve el gran recorrido que tiene por delante la cooperativa de la Corporación Mondragon en el mercado del país transalpino.

Los planes estratégicos de Danobat no solo se centran en Italia, sino que va a implementar sendos centros de excelencia de máquinas-herramienta en mercados muy importantes para la cooperativa como es el chino con una instalación de este tipo en Shanghai, en donde el grupo cooperativo está presente desde hace 26 años, y otro en Estados Unidos, donde cuenta con una delegación propia desde hace 25 años.

En paralelo, el fabricante guipuzcoano de ferrocarriles CAF va a cerrar este primer semestre del año con otro récord al lograr ganar concursos y adjudicaciones por valor de 1.400 millones de euros, 114 millones menos de los conseguidos el año pasado a lo largo de todo el ejercicio, fundamentalmente en países europeos como Noruega, Suecia, Alemania o Reino Unido, donde después del verano comenzará a producir en la nueva planta de Newport (Gales).

En concreto, en tan solo cuatro días de este mes de junio ha cerrado dos contratos por valor de 900 millones de euros. El más importante es el destinado al país de Gales (Reino Unido) por un valor de 700 millones de euros para el suministro de 77 trenes diesel de última generación, al que hay que sumar la adjudicación de 87 tranvías para la capital de Noruega, Oslo, por 200 millones.

En los próximos meses la compañía espera cerrar nuevos pedidos, alguno de los cuales podría estar vinculado a la alta velocidad. En este sentido, en los próximos meses comenzarán a circular en Oslo los ocho trenes de alta velocidad Oaris que la empresa Flytoget adjudicó a CAF en 2015 para unir el aeropuerto de Gardemoen con el centro de la capital noruega.

Precisamente CAF, a través de su filial Vectia, se ha adentrado en el sector de la electromovilidad, -dentro de una política estratégica de diversificación de negocios partiendo siempre de su propio conocimiento-, que va a tener su primera expresión en Gipuzkoa con la puesta en marcha en Irun de la primera línea de autobús urbano electrificada de Euskadi que será cubierta por cuatro autobuses fabricados por esa compañía.

La electromovilidad se ha convertido ya en un sector estratégico en Gipuzkoa, donde se encuentran los principales fabricantes del Estado en este sector, como son Irizar, que cuenta con una factoría de construcción de autobuses eléctricos en Aduna, y CAF, entre otros, a los que hay que sumar el centro tecnológico Cidetec, que se dedica a la investigación sobre baterías.

Precisamente, los 5,5 millones de euros que recogen los Presupuestos del Estado para su inversión en Cidetec pueden ser un gran acicate para convertir Gipuzkoa en un referente internacional en el desarrollo de la electromovilidad. Afortunadamente, un fallo del PP que quería hacer desaparecer esta partida en sus enmiendas en el Senado como respuesta vengativa al apoyo del PNV a la moción de censura de Pedro Sánchez y que fue descubierto por la sagacidad de la diputada jeltzale Idoia Sagastizabal, ha hecho posible que esos recursos vengan definitivamente a nuestro territorio.

A ello hay que añadir el gran showroom en el que la compañía municipal de transportes Dbus ha convertido a Donostia, al circular por sus calles el primer autobús articulado eléctrico del Estado que empezó a operar con total normalidad el pasado lunes en la línea que mayor número de viajeros transporta de la capital guipuzcoana.

Es la segunda ocasión en la que Donostia se convierte en campo de pruebas para estos vehículos, ya que en julio de 2014, la compañía Dbus fue el primer operador del Estado en probar un autobús eléctrico de 12 metros fabricado también por Irizar, el primer vehículo de estas características desarrollado en Europa. En este momento, la compañía cuenta ya con otros tres autobuses eléctricos.

El desarrollo del sector de la electromovilidad va a tener un gran futuro en los próximos años, ya que la mayoría de los países europeos apuesta por el transporte público eléctrico. Es el caso de Francia donde, para el año 2025, la totalidad del transporte colectivo en las grandes ciudades será de propulsión eléctrica.

Ese saber hacer de las empresas guipuzcoanas en el exterior se va a ver reconocido con el viaje que el gobernador de Nevada (Estados Unidos), Brian Sandoval, va a realizar a Euskadi esta semana. En concreto, la máxima autoridad de este estado estadounidense, donde existe una gran comunidad de descendientes de los pastores vascos que emigraron a ese país, visitará, entre otras, las instalaciones de CAF, Irizar e Indar, en el Goierri guipuzcoano.

Se da la circunstancia de que Indar, que cuenta con una planta en Estados Unidos, ha puesto en marcha el mayor proyecto de bombeo sumergible de ese país con una inversión de dos millones de euros, que garantiza el suministro de agua a la ciudad de Las Vegas (Nevada) y el valle que la circunda, tras la sequía registrada en la cuenca del río Colorado que se inició en el año 2000. Todo un made in Gipuzkoa.