Feijóo elude desvelar sus preferencias

Alberto Núñez-Feijóo durante su comparecencia. (EFE)

Insiste en que fue su compromiso con Galicia lo que le llevó a no sumarse a la carrera por dirigir el partido

Miércoles, 20 de Junio de 2018 - Actualizado a las 06:03h.

Donostia - Alberto Núñez Feijóo reconoció ayer que mantuvo conversaciones telefónicas tanto con María Dolores de Cospedal como con Soraya Sáenz de Santamaría, aunque prefirió no desvelar por el momento a quién apoyará para suceder a Rajoy. “Hablé con las dos. Cospedal me dijo que se iba a presentar. Y Soraya también me llamó y me dijo que probablemente diese el paso que hoy mismo ha dado”, explicó Feijóo, que pidió ser respetuoso con el proceso interno. “Yo no me presento a este congreso y, por tanto, vamos a ser respetuosos con todos los compañeros con derecho a voto: primero, con todos los afiliados que podrán votar en una urna al candidato que consideren más oportuno y después, con los compromisarios electos que participarán en el congreso. Tenemos tiempo, y tiempo al tiempo”, apeló.

Preguntado acerca de si teme que su renuncia abra una guerra interna en la carrera sucesoria, respondió que espera que no porque “se han presentado dos pesos pesados” del partido”.

Un día después de anunciar su renuncia a esta carrera interna del PP, eran muchos los que seguían sin comprender la marcha atrás de quien se consideraba que era el candidato de consenso. El presidente de la Xunta se escudaba de nuevo en su compromiso con Galicia para explicar su decisión. “Mi compromiso con Galicia es hasta 2020, y la coherencia y cumplir la palabra dada deben mantenerse como principios básicos para la política”, señaló Feijóo , que reconoció que “mucha gente en otras comunidades, muchos compañeros que me habían animado a dar el paso”. “Este tren pasó antes de finalizar mi compromiso y yo tenía que cumplirlo”, apostilló.

Sin embargo, en las últimas horas se ha especulado con el hecho de que a lo largo de la campaña electoral interna del PP hubiera sido muy probable, en caso de estar en la contienda Núñez Feijóo, que salieran de nuevo a la luz las fotos en las que el presidente de la Xunta compartía ocio y vacaciones con el narcotraficante Marcial Dorado, que acabó condenado a 13 años por tráfico de cocaína y los yates y mansiones que alojaron a Feijóo están hoy incautados por la Justicia. - J.Núñez

Secciones