Una concentración denunciará el lunes la agresión de Altza

El Ayuntamiento de Donostia y la Diputación condenan la agresión del jueves

Sábado, 9 de Junio de 2018 - Actualizado a las 06:04h.

dONOSTIA - El Ayuntamiento de Donostia condenó ayer la agresión sufrida por una vecina del barrio de Altza a manos de su pareja y convocó una concentración para el lunes en Alderdi Eder a las 11.30 horas para expresar su repulsa. El Consistorio mostró, en una declaración institucional, su “apoyo y solidaridad” con la víctima y puso a su disposición “los servicios de atención y apoyo jurídico, social y psicológico, así como cuanta ayuda pueda necesitar”.

Los hechos sucedieron sobre las 8.00 horas del jueves en un domicilio de Altza, donde el varón agredió a su pareja con un cuchillo, luego la tiró al suelo, continuó golpeándola y después intentó estrangularla. La Ertzaintza acudió al piso, del que logró huir la víctima, y detuvo al presunto agresor.

“Este tipo de agresiones no son sino la expresión más despreciable de la violencia machista, de las actitudes de desigualdad de género que aún imperan en nuestra sociedad y a las que este Consistorio se opone de manera contundente”, reza la declaración.

El Ayuntamiento donostiarra considera que resulta “necesario seguir trabajando en la educación en valores y en la igualdad entre hombres y mujeres”, además de “insistir en que hay que actuar día a día en los factores que inducen a este tipo de actitudes”.

La Diputación de Gipuzkoa, por su parte, hizo ayer un llamamiento al “compromiso colectivo” para acabar con la violencia machista y a favor de la “igualdad”. La institución foral mostró “su más rotunda repulsa” ante lo sucedido en Altza y anunció que se sumará a la concentración de protesta convocada por el Ayuntamiento para el lunes.

La directora del Órgano Foral para la Igualdad, Miren Elgarresta, considera que esta agresión “vuelve a poner de manifiesto que el machismo es un problema social muy grave”, que “pone en peligro la vida de las mujeres” y constituye “una inadmisible vulneración de sus derechos humanos”.

En su opinión, “las agresiones contra las mujeres tienen su origen en estructuras sociales, que son sexistas y discriminan a las mujeres” y, por lo tanto, existe “una responsabilidad colectiva por construir una sociedad más igualitaria que acabe con la situación de desigualdad estructural que sufren”.

Ha recordado además el “compromiso” asumido por la Diputación para “impulsar políticas públicas para la igualdad” con el objetivo de “construir bases sociales igualitarias y justas que pongan fin a la violencia sexista y la vulneración de los derechos humanos de las mujeres”. - Efe

Secciones