Sindicatos y CEOE, cerca de pactar subidas salariales de hasta el 3%

Negocian establecer de manera progresiva un salario mínimo en convenio de 1.000 euros

“La nueva ministra se va a encontrar con el regalo de tener un acuerdo de negociación” “Hay que situar las piezas, teniendo en cuenta la debilidad política del Gobierno”

Sábado, 9 de Junio de 2018 - Actualizado a las 06:04h.

madrid - Los sindicatos UGT y CCOO y las patronales CEOE-Cepyme están “muy cerca” de cerrar el acuerdo de negociación colectiva, según reconoció ayer el secretario general ugetista, Pepe Álvarez, en declaraciones a RNE. El acuerdo podría recoger una subida salarial del 2% más una variable del 1%, así como el establecimiento de manera progresiva de un salario mínimo de convenio de 1.000 euros. En todo caso, Álvarez, que no negó este extremo, precisó que faltan todavía aspectos por concretar para poder cerrar el acuerdo y espera hacerlo en breve.

El líder de UGT negó que el acercamiento entre las posiciones de sindicatos y patronal tenga que ver con la llegada del nuevo Gobierno, pues el acuerdo “se viene gestando desde hace tiempo” y agradeció a la ya exministra de Empleo, Fátima Báñez, el impulso que dio a las negociaciones. Así, dijo, la nueva ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, se encontrará posiblemente con el “regalo” de tener un acuerdo de negociación colectiva entre sindicatos y empresarios, algo que no fue posible el año pasado.

Los sindicatos no quieren que el acuerdo se limite sólo a cuestiones salariales, sino también a temas como permitir a los trabajadores flexibilidad en la entrada y la salida a su trabajo, bolsas de horas, y establecer que la jornada laboral finalice a las 18.00 horas. “Queremos que todo esto se recoja en los convenios”, explicó el líder de UGT.

Ante el nuevo Gobierno, Álvarez reconoció que “ni se le había pasado por la cabeza” que esto fuera a suceder y señaló que la llegada de Pedro Sánchez y sus ministros “ha despertado una gran ilusión y mucha esperanza en el país”. Eso sí, hay algunas cosas de la nueva estructura del Gobierno que no le gustan, como el hecho de que una materia tan importante como Industria se haya repartido por tres ministerios. En este sentido, Álvarez recordó que para UGT es fundamental un pacto de Estado por la industria. “Y la energía en ese contexto es básica”, añadió el líder de UGT, que advirtió de que sería un error estratégico “liquidar” el sector minero y que apostó además por mantener la energía nuclear y potenciar las renovables.

ccoo pide una reunión También se refirió al nuevo Gobierno el secretario general de CCOO, Unai Sordo, que aseguró ayer en Bilbao que pedirá a la ministra Magdalena Valerio una reunión para abordar las prioridades en material laboral. En esa primera reunión se deberían “situar cuáles son las piezas, teniendo en cuenta la debilidad política y la situación de debilidad objetiva que hay, para hacer una composición de lugar”. “Tiempo va a haber de poner muchas demandas encima de la mesa”, indicó el dirigente sindical, quien aseguró que sus demandas serán las mismas que planteaban al anterior Ejecutivo. El secretario general de CCOO señaló que no conoce personalmente a la nueva ministra, pero tiene “buenas referencias” en relación a su talante, aunque subrayó que, en todo caso, “lo que se juzga son las políticas, no las personas”.

subidas por debajo del IPC La subida salarial media pactada en los convenios colectivos registrados hasta mayo se situó en el 1,59%, ligeramente por encima del 1,56% del mes de abril, según los datos provisionales que publicó ayer el Ministerio de Trabajo. Esta variación salarial es casi cuatro décimas inferior a la tasa del IPC interanual de mayo (2%).

En ausencia aún de una referencia salarial pactada entre patronal y sindicatos para 2018, el incremento retributivo se encuentra algo por encima de las directrices marcadas en el anterior Acuerdo Interconfederal de Negociación Colectiva, que planteaba subidas salariales de hasta el 1,5%. A 31 de mayo de 2018 se habían registrado un total de 2.385 convenios de empresa, con efectos sobre algo más de 5,7 millones de trabajadores. - E.P.