Invierten 1,8 millones en rehabilitar el firme de la N-I entre Tolosa y Ordizia

Se trata de una zona reparada en múltiples ocasiones que precisa de una actuación mayor tras las lluvias y nevadas del invierno

Jueves, 7 de Junio de 2018 - Actualizado a las 06:03h.

Donostia - La Diputación de Gipuzkoa invertirá 1,8 millones de euros en rehabilitar el firme de varios tramos de la N-I entre Tolosa y Ordizia, según informó el portavoz foral, Imanol Lasa. Se trata de una zona bastante desgastada que, tras las lluvias y las nevadas de invierno, se ha visto especialmente castigada.

El Consejo de Gobierno Foral aprobó ayer el proyecto de rehabilitación estructural del firme entre los puntos kilométricos 424,070 y el 435,130, en sentido Irun, y entre los puntos kilométricos 422,450 y 425,320 en dirección a Gasteiz.

En concreto, se actuará en los tramos Arama-Ordizia y Legorreta-Itsasondo en sentido Gasteiz, mientras que en la otra calzada los trabajos afectarán a los tramos Itsasondo-Legorreta, Legorreta-Ikaztegieta y Alegia-Tolosa.

Se trata de tramos que tienen una “capa de rodadura de cierta antigüedad, que ha sido reparada en numerosas ocasiones mediante reparaciones localizadas, pero precisan de una actuación de mayor alcance que mejore su estado, al estar especialmente afectados”, explicó Lasa.

El portavoz recalcó que el invierno ha resultado especialmente duro por la cantidad de lluvia y nieve caída, “con el consiguiente impacto de sal sobre el firme” en una carretera por la que transitan casi 36.000 vehículos al día, muchos de ellos camiones.

Desde 2015 la Diputación ha destinado 7,5 millones a obras de rehabilitación de esta vía, a los que hay que sumar otros 7,5 millones en actuaciones ordinarias de prevención y conservación.

errotaberri en zarautz Por otro lado, la Diputación aprobó también el convenio que firmará con el Ayuntamiento de Zarautz para construir un nuevo acceso al sector industrial Errotaberri, para evitar que los vehículos pesados que se dirigen a él desde la AP-8 tengan que atravesar parte del casco urbano de la localidad costera -en torno a 800 metros-, como hace hasta ahora.

El presupuesto de las obras que acometerá el Ejecutivo foral asciende a 1,2 millones, en una actuación que Lasa consideró “clave” para la movilidad y el futuro económico de Zarautz. - Efe

Secciones