Sindicatos y Gobierno Vasco acuerdan la renovación de la Brigada Móvil de la Ertzaintza

Erne y Esan ofrecerán hoy los detalles del acuerdo sobre horarios y calendarios

Humberto Unzueta - Martes, 5 de Junio de 2018 - Actualizado a las 06:03h.

DONOSTIA - Los dos sindicatos mayoritarios de la Ertzaintza dan por cerrado el acuerdo con el Departamento de Seguridad del Gobierno Vasco sobre la renovación de la Brigada Móvil. De este modo, todos los agentes de esta unidad tendrán turnos de trabajo de nueve horas y media diarios durante una semana a partir de enero de 2019. Asimismo, desaparecerán los turnos de retén de 24 horas.

Erne y Esan han convocado hoy en Bilbao una comparecencia conjunta para dar a conocer el alcance de las negociaciones entre ambos sindicatos y el Departamento dirigido por Estefanía Beltrán de Heredia. El acuerdo, sin embargo, no está cerrado del todo hasta que no lo ratifique la denominada Mesa 103 que tiene previsto reunirse este próximo viernes. Posteriormente el acuerdo será comunicado al Consejo de la Ertzaintza, en el que también están representados los sindicatos ELA y Euspel.

El principal escollo que ha mantenido en los últimos meses atascada la negociación ha sido el cambio de los horarios y los turnos laborales en la Brigada Móvil. Esta unidad, con sede en Iurreta, está integrada por alrededor de 450 efectivos, pero están sujetos a dos regímenes horarios distintos. Los conocidos como Beltzaktienen turnos de retenes en ciclos de 16 semanas, mientras que las unidades de apoyo tienen una jornada de nueve horas y media, con ciclos de dos semanas.

Según ha podido saber este diario de fuentes sindicales, el acuerdo alcanzado entre los sindicatos Esan y Erne y el Departamento de Seguridad contempla una jornada de nueve horas y media para todos los efectivos de los antidisturbios a partir del próximo año, ya sean Beltzak o de las unidades de apoyo. Además, tendrán un calendario laboral más claro de cara a conocer cuándo comienzan sus turnos de trabajo.

El acuerdo pone fin a varios meses de negociación desencadenados sobre todo a raíz del fallecimiento del agente de la Brigada Móvil Inocencio Alonso, hechos que se produjeron en medio del operativo especial de Bilbao durante los incidentes entre ultras del Athletic y del Spartak de Moscú a finales de febrero de este año. El pasado 21 de abril los dos sindicatos mayoritarios anunciaron un preacuerdo en torno, entre otros, a la movilidad geográfica o la segunda actividad y el SAM (servicio activo modulado por la edad), pero las asambleas de los antidisturbios lo frenaron por la cuestión de los horarios. Según las fuentes consultadas, el acuerdo ahora sí tiene el aval de las asambleas.