Rebrota el debate sobre la unilateralidad

El secretario de Economía de la Generalitat catalana, Pere Aragonès. (DN)

JxCat no descarta esta vía para lograr la independencia mientras que ERC aboga por la estrategia “multilateral”

Martes, 5 de Junio de 2018 - Actualizado a las 06:03h.

Donostia - El cambio de color en el Gobierno español y la puesta en marcha de un Govern ajustado a la legalidad no ha acabado con las diferentes estrategias que Junts per Catalunya y ERC mantienen en cuanto a la hoja de ruta soberanista a seguir. Y es que mientras la formación de Carles Puigdemont insiste en no renunciar a la vía unilateral, los republicanos, sin descartar esta, aluden principalmente a la “multilateralidad”. La consellera de la Presidencia y portavoz del Govern, Elsa Artadi, dejó claro ayer que el nuevo Ejecutivo de Quim Torra no renuncia “de entrada” a la vía unilateral hacia la independencia ni a aprovechar “debilidades” del Estado para alcanzar el objetivo, aunque apuesta por abrir una “negociación”. ERC explicó que esta multilateralidad pasa por reconocer que en el camino a la secesión hay “multiplicidad de actores en el ámbito político pero también en el social, el económico y el judicial”.

En declaraciones a Catalunya Ràdio, Artadi remarcó que el derecho a la autodeterminación de Catalunya es “irrenunciable” y consideró “impensable” que España siga mostrando “actitudes más imperialistas que de una democracia”. Si hay “capacidad de negociación con el Estado”, Artadi está “a favor” de seguir esta vía acordada, pero si no la hay “deberemos seguir nuestro camino y conseguir la independencia de Catalunya por otros caminos, aprovechando debilidades, fortaleciendo nuestra sociedad, nuestras instituciones”. “No podemos abandonar nada, no tenemos el derecho a hacerlo. No es la prioridad, pero si de entrada renunciamos a la unilateralidad, ¿qué mensaje le estamos dando a nuestra población y a Madrid?”, valoró la portavoz.

ERC ve estéril y contraproducente el debate binario unilateralidad-bilateralidad, llegando a la conclusión de que “los procesos de cambio profundo son necesariamente multilaterales”. - I. Santamaría

Secciones