LIGA

La Real consuma la gesta

EL EQUIPO TXURI-URDIN, CAMPEÓN DE LA LIGA IBERDROLA TRAS DERROTAR AL | jUnior en los ‘shoout-outs’

Lunes, 4 de Junio de 2018 - Actualizado a las 06:02h.

barcelona - La Real Sociedad vuelve a ser campeona. Cinco años después de su último título liguero, el conjunto txuri-urdin se proclamó ayer campeón de la Liga Iberdrola. Pero a diferencia de 2013, cuando tenía una plantilla para aspirar a todos los campeonatos, la conquista de ayer es totalmente inesperada. Se puede considerar como una auténtica gesta deportiva porque hace un mes era casi imposible, irreal, pensar en algo así. El pasado 13 de mayo, la Real afrontaba la última jornada de la liga regular pensando más en salvar la categoría que en otra cosa. Ganó al CD Terrassa y eso le permitió no solo mantenerse en la elite, sino también clasificarse para los play-off por el título. Y ahí se ha crecido el equipo entrenado por Jorge Pérez, que sin nada que perder se ha venido arriba hasta acabar proclamándose campeón cuando nadie apostaba por ello.

Después de eliminar la semana pasada al SPV Complutense en el play-off de cuartos de final con los dos partidos en cancha ajena (perdió el primero por 2-1 pero ganó el siguiente por 2-4), la Real tumbó el sábado al Polo, anfitrión de la Final a Cuatro y uno de los principales favoritos al título, en los shoout-outs, y ayer repitió frente al Junior. Es decir, el conjunto txuri-urdin se proclamó campeón empatando los dos partidos del fin de semana decisivo. Pero es que sus números escapan de toda lógica. De los 22 partidos que ha jugado la Real entre liga regular, play-off y Final a Cuatro, solo ha ganado cinco, mientras que ha empatado seis y ha perdido once. Durante casi todo el curso estuvo flirteando con el descenso, pero a la hora de la verdad ha lucido una defensa granítica, con una portera en estado de gracia, y ha sabido jugar con la presión de las rivales para manejarse con maestría en los shoout-outs. El noveno título de Liga en la historia de la Real será recordado como el más inesperado y sorprendente de todos, pero no por ello menos merecido. Otras veces los pronósticos le daban como favorito y no pudo cumplirlos. Ayer los rompió por completo.

decisiva marina helguera La final empezó torcida para la Real, ya que a 25 segundos para el final del primer cuarto encajó un gol y se vio por detrás en el marcador. Además, con el 1-0 el equipo catalán tuvo numerosas ocasiones que no acertó. Las guipuzcoanas no cedieron y en el minuto 60 igualaron tras una fantástica jugada de Maider Altuna, cuyo lanzamiento fue desviado hacia su propia portería por Mariona Valdés.

Ya en el último minuto, la guardameta realista Marina Helguera paró un disparo a Anna Gil, preludio de su exhibición posterior. Y es que la donostiarra fue la jugadora decisiva en los shoot-outs, mismo papel que había protagonizado la víspera en el duelo de semifinales. Paró los lanzamientos de Carolina García y Carlota Petchame, y provocó que Marta Grau se quedara sin tiempo para lanzar el suyo. Por parte de la Real, marcaron Maider Altuna, Virginia González y Dalila Mirabella, cuyo acierto selló un título inolvidable para la Real. Un lustro después, el conjunto blanquiazul vuelve a ser el mejor de la Liga Iberdrola. - N. Rodríguez