José Manuel Puente Economista Venezolano

“Sin cambio político no habrá cambio económico”

José Manuel Puente, ayer en Bilbao. (Fotografía de Oskar González)

El economista José Manuel Puente participa hoy a las 19.30 en la mesa redonda ‘Solidaridad con Venezuela’ que organiza la Fundación Sabino Arana

Una entrevista de Marta Martínez Fotografía Oskar González - Martes, 29 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:02h.

Bilbao- El economista venezolano José Manuel Puente, profesor del Instituto de Estudios Superiores de Administración (IESA) y en la Universidad de Oxford, cree que Venezuela tiene potencial para revertir el actual ciclo de “desastre económico”, pero asegura que para ello es necesario “un cambio político”.

¿Cuál es su diagnóstico sobre la economía venezolana?

-En los últimos cuarenta años, Venezuela había tenido uno o dos años malos, periodos de crisis, una economía muy volátil, pero la primera vez en la historia de Venezuela que hay cuatro años de recesión es ahora, cuando se habrán perdido cerca 35 puntos del PIB, un tercio del Producto Interno Bruto ha desaparecido como consecuencia de la gran crisis económica. Es la crisis económica más aguda que haya vivido un país latinoamericano en los últimos cuarenta años, muy superior a Bolivia durante la hiperinflación, incluso muy superior a la crisis del corralito en Argentina. El país se está colapsando consecuencia de un modelo de desarrollo completamente equivocado.

¿Qué impacto tienen estas cifras en la sociedad? ¿Cómo se ha transformado el país en los últimos 4 años?

-Hay varias consecuencias, una muy clara, que es el empobrecimiento de la sociedad. Actualmente, en el país hay un 87% de pobreza. Sobre todo los cincos últimos años ha habido ciclos recesivos muy agudos, alta inflación y ahora hiperinflación, que se calcula que podría estar sobre los 13.000%. Es una destrucción de riqueza abrumadora y eso se combina también con algo que tiene consecuencias muy negativas, que es el desabastecimiento.

Sobre el desabastecimiento en Venezuela se ha escrito mucho, pero ¿dónde está el origen?

-Nosotros creemos que este colapso macroeconómico es consecuencia de una política económica equivocada, que se podría resumir en cuatro o cinco líneas: controles de cambio, controles de precio, controles de tasas de interés, control del mercado laboral y las famosísimas expropiaciones. La revolución, en los últimos años, ha expropiado más de 300 empresas. Las expropiaciones lo que hicieron fue alejar toda posibilidad de inversión privada nacional o internacional. Venezuela no es un país quebrado, Venezuela es un país muy mal manejado económicamente.

¿Qué diferencias hay, desde el punto de vista de política económica, entre el Gobierno de Chávez y el de Maduro, teniendo en cuenta que los peores años han sido los últimos 4?

-Los huracanes que vive hoy la economía venezolana son los vientos que sembró Hugo Chávez a partir del año 99. De hecho, el gran nacionalizador, el gran expropiador fue Hugo Chávez. La bomba le ha estallado a Nicolás Maduro en la cara, que no sabe cómo revertir el ciclo de desastre macroeconómico.

¿Tiene Venezuela margen para salir de la crisis?

-Yo creo que sí. Primero un apunte importante. Este colapso macroeconómico se da después del choque petrolero más grande en duración e intensidad de la historia de Venezuela. Los precios del petróleo fueron muy, muy altos, sobre todo del año 2004 al 2014. Solo para dar un número: entre los años 1999 y 2017, a Venezuela le ingresaron solo por petróleo 937.000 millones de dólares. El colapso, la crisis económica más aguda que vive Venezuela se da después del choque petrolero más grande, del cañonazo de petrodólares más grande que ha habido en la historia, y eso lo hace doblemente paradójico. Esto te dice que al final ha sido el mal manejo macroeconómico el que ha llevado al país de mayor potencial de América Latina al colapso. Pero Venezuela sigue siendo una de las economías de mayor potencial económico del continente. Una de las razones es que Venezuela tiene todavía las reservas petroleras más grandes del mundo, el 25% del petróleo del mundo está en Venezuela. El oro negro no es éxito, pero te da potencialidad. El tema es que no hemos sabido cómo manejarlo correctamente.

¿Cuál sería un buen manejo?

-El petróleo te puede generar en un año de precios altos hasta 90.000 millones de dólares y con eso puedes generar la infraestructura física para el desarrollo del aparato productivo nacional, puedes transformar el sistema de salud pública, la educación pública. Puedes hacer cosas maravillosas si tienes el liderazgo y tienes las ideas. La mayoría de las economías latinoamericanas han vivido en los últimos 20 años un proceso de reinvención, de transformación. Chile ya está más cerca del primer mundo que del tercero, Perú está caminando a paso rápido, incluso Bolivia, siendo una economía muy pequeña, se ha reinventado. Venezuela no tiene que inventar nada, solo ver lo que ha hecho el resto de América Latina, que viene de periodos de hiperinflación, recesión. Venezuela necesita un programa de reformas integrales que ataque los desequilibrios y que haga que el país recupere crecimiento paulatino, control de la inflación y que genere abastecimiento. El petróleo puede ayudar a encender otros motores de crecimiento.

Entiendo que para que se den esos cambios, el chavismo debería dejar el poder.

-Venezuela tiene una sola oportunidad, sin cambio político no habrá cambio económico. Nicolás Maduro y la Revolución bolivariana no puede ni quiere cambiar.

Secciones