Berasategui garantiza "sensaciones únicas"

Martín Berasategui con Pedro Miguel Ramos, director de SANA. (efe)

En octubre abrirá en Lisboa el 50 Seconds, su 16º restaurante

Viernes, 25 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 09:38h.

Donostia. Tras dos años de trabajo intenso y silencioso, Martín Berasategui se mostró ayer entusiasmado con su nuevo restaurante 50 Seconds Martín Berasategui, un espacio acristalado a 120 metros de altura en la torre Vasco de Gama de Lisboa que ofrecerá a partir de su apertura en octubre "sensaciones únicas" y con el que el cocinero guipuzcoano, ocho estrellas Michelin, se dispone a reforzar la "excelente cocina portuguesa".

50 Seconds, que debe su nombre al tiempo que tarda el ascensor en subir los 120 metros de altura de la torre que fue uno de los símbolos de la Exposición Universal de la capital portuguesa en 1998, se sumará así a los otros quince restaurantes con los que ya cuenta el laureado cocinero vasco en Euskadi, Barcelona, Tenerife, México y República Dominicana. Este año abrirá dos más en Bilbao y en Madrid.

Acompañado del director de la marca SANA, el grupo hotelero portugués que lidera el proyecto, Pedro Miguel Ramos;el chef con más estrellas Michelin presentó ayer su propuesta portuguesa en la sede de su "casa madre", el restaurante Martín Berasategui de Lasarte-Oria.

Será un espacio para 35 comensales, rodeado de una cristalera de 360 grados desde donde se pueden divisar el río Tajo y la capital lusa. Un sueño hecho realidad, "lo siguiente que podría hacerme más feliz es tocar el cielo con los dedos ", enfatizó Berasategui.

Al frente de los fogones estará Filipe Carvalho, que dirige un equipo "joven y rompedor" integrado en un 90% por cocineros portugueses que se han formado con Berasategui y que "se levantan con las mismas ganas y la misma fuerza" que el chef guipuzcoano "para coger el testigo y trabajar".

A Lisboa llevará la máxima que impregna el resto de sus establecimientos y que consiste en "valorar los productos y los productores locales". Además, Portugal es "el templo de la materia prima", ha resaltado.

El chef visitará su nueva plaza lisboeta una vez por semana o cada quince días, aunque parte del equipo del 50 Seconds acudirá a los establecimientos de Lasarte-Oria y Barcelona, para formarse en los "bancos de pruebas" donde se experimentan texturas y sabores que luego se trasladan a las cartas. El resultado, espera el chef, "será despertar sensaciones que no se han experimentado antes".

Reconoció que "habría sido más cómodo" quedarse con el pequeño local familiar en la Parte Vieja de Donostia en el que empezó, pero confesó que el trabajo es su pasión, por lo que los dos años que ha tardado en desarrollar este último proyecto los calificó de "disfrutones" aunque "para otros serían duros".

Martín Berasategui ha sido "muy exigente, ha querido saberlo todo sobre las condiciones del espacio, preparación y experiencia del equipo, y absolutamente entregado al proyecto", afirmó Ramos, quien indicó que desde el inicio el grupo SANA pensó en el chef donostiarra "para tener al mejor". Efe

Secciones