vacaciones

Pádel y barbacoa en el último día de Xabi Prieto en Zubieta

Los participantes en el torneo de pádel en Mons posan antes de empezar. (Foto: RS)
La Real publicó esta fotografía de Xabi Prieto ayer. (Foto: RS)

la pareja juanmi-zubeldia se alzó con el triunfo con la raqueta en el torneo que organizaron en mons

Un reportaje de Mikel Recalde - Jueves, 24 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:03h.

La plantilla txuri-urdin ya está de vacaciones. El último día de la temporada pasará a la historia por ser el del adiós de Xabi Prieto y de Carlos Martínez. Como ya había anunciado el club, los blanquiazules tenían previsto afrontar unas actividades diferentes al fútbol y ayer organizaron un divertido torneo de pádel. El escenario fue el polideportivo donostiarra de Mons y en el mismo participaron los futbolistas y miembros del staff. Después de más de dos horas de partidos, la pareja formada por Juanmi y Zubeldia se convirtió en la mejor de la mañana.

Posteriormente, todo el equipo acudió a Zubieta, donde preparó una barbacoa como despedida, en la que Gerónimo Rulli ejerció de cocinero, con la ayuda de su compinche e íntimo amigo Rubén Pardo, que tuvieron que soportar las bromas de sus compañeros para luego recoger los esperados agradecimientos.

Con esto se echa el cierre a una gris temporada en la que, pese a que, como quedó demostrado una vez más ayer, el ambiente en el vestuario es extraordinario, en lo deportivo el equipo blanquiazul se ha quedado muy lejos de cumplir las expectativas generadas el pasado verano.

Una pena porque Xabi Prieto y Carlos Martínez, dos ejemplos para las generaciones futuras, merecían sellar su salida con unos logros finales a la altura de sus magníficas trayectorias.

Aunque ayer fue el día de su adiós oficial en las instalaciones, ambos jugadores tienen la intención de regresar para tratarse de sus respectivas lesiones. La intención del navarro es afinar un poco más su puesta a punto para intentar llegar en buenas condiciones de cara a la pretemporada que tendrá que hacer en su próximo destino.

Sus propios compañeros de vestuario creen que a Xabi Prieto se le va a hacer raro y difícil abandonar la rutina que ha tenido durante casi los últimos 20 años. La mejor demostración es que forzó todo lo que pudo la semana pasada, en la que se entrenó entre algodones para tener unos minutos y despedir su carrera en el Camp Nou.

Todo parece indicar que, el día después a colgar las botas, el gran capitán donostiarra regresará a Zubieta para continuar trabajando sus problemas de pubis. No será la última vez que aparezca por ahí...

Secciones