goierri

El bidegorri entre Zegama e Idiazabal, una realidad

También se ha mejorado la carretera que conecta el casco urbano con el polígono

M. Aranburu - Sábado, 19 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:04h.

zegama - Era una demanda de los zegamarras, y por fin, pueden verla hecha realidad. Las obras de mejora de la carretera GI-2637 a la altura de Zegama y la construcción del bidegorri desde el polígono Ondaraldea hasta el casco urbano del municipio ya se pueden apreciar a primera vista. De esta manera, la conexión ciclista-peatonal de Zegama con Idiazabal también ha quedado completada.

Ayer por la mañana la diputada de Infraestructuras Viarias, Aintzane Oiarbide, visitó Zegama de la mano del alcalde de la localidad, Joseba Izagirre, para ver cómo han quedado las obras. “Desde Diputación sabíamos que la construcción del bidegorri era un proyecto muy esperado para todos los residentes de Goierri y ha sido una prioridad para nosotros”, detalló Oiarbide.

unidos La nueva conexión del bidegorri tiene una longitud de 780 metros, comienza a la entrada al polígono y termina frente a Gure Kabia, en el inicio del casco urbano. “Muchos vecinos que trabajan en el polígono tendrán ahora la oportunidad de ir andando hasta el lugar del trabajo”, recalcó el alcalde. Además, también ha servido para mejorar la accesibilidad y la seguridad de los residentes. “Hemos mejorado la entrada a los caseríos de la zona, la recogida de aguas, renovado el asfalto... ha quedado como una obra de lujo”, subrayó la diputada y añadió que en la zona mejorarán la iluminación e instalarán algunas farolas más.

Además, tras la obra de mejora de la GI-2637, la carretera dispone de dos carriles de tres metros y arcenes de 0,40. La vía ciclista peatonal, por su parte, cuenta con tres metros de ancho. Este bidegorri llega a Ondaraldea por el lado este de la carretera y termina en Zegama por el lado oeste, que es donde está la acera. Este cambio exige cruzar la carretera y por ello se ha optado por construir un paso protegido que permite el cruce de cada carril en dos fases.

“de categoría” Arantxa Kerejeta, vecina de la localidad vive en el barrio Kaleko, justo en la mitad entre el casco urbano y el polígono. “La obra ha quedado de categoría, muy bien”, detalló, mostrando su satisfacción: “Estamos encantados de la vida. Esto antes era muy pequeño y ajustado y ahora hay espacio suficiente. Frases que el alcalde Izagirre también hacía suyas: “En nombre de todos los zegamarras, agradezco a la Diputación esta obra de gran coste”. Su importe exacto ha sido de 1.160.079, 13 euros.