Xabi Oroz capitán del delteco gbc

“Nunca hemos dejado de disfrutar sobre la cancha”

Xabi Oroz, es el capitán del GBC.

Xabi Oroz (Azkoitia, 19 de enero de 1996) es el capitán del GBC, que ha conseguido la permanencia culminando un extraordinario ciclo de dos años que comenzó con el ascenso del pasado curso

Néstor Rodríguez Gorka Estrada - Jueves, 10 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:03h.

donostia - El azkoitiarra debutó en la ACB en 2014, pero la actual es su primera campaña completa en la elite, a la que ha accedido tras integrar la plantilla que se proclamó campeona de la LEB Oro. Ha tenido un rol secundario, ya que el puesto de base ha estado muy bien cubierto con Chery y Dani Pérez, pero lo ha cumplido a la perfección, como todos los jugadores de una plantilla que ha sorprendido, para bien, a todos. Sacrificio, ambición, ganas de trabajar o la dirección de Porfi Fisac, además de un juego alegre y ofensivo, son algunos de los aspectos que cita como claves para explicar el éxito conseguido por Oroz y compañía.

Imagino que muy satisfechos por haber logrado la permanencia.

-Sí. Hemos conseguido los dos objetivos que teníamos: seguir en la ACB y que cada día viniera más gente a Illunbe. Ahora nos quedan tres partidos y tenemos que seguir trabajando en el segundo objetivo de cara al año que viene.

Decía Porfi Fisac el pasado domingo que la salvación para ustedes es como la Final Four de la Euroliga para el Real Madrid.

-Nosotros somos un equipo del que se decía que no teníamos experiencia y que éramos carne de LEB, así que salvarnos matemáticamente a falta de cuatro partidos sí que ha sido como llegar a una Final Four. Hemos demostrado que sabemos jugar a baloncesto;por ahora hemos ganado doce partidos y hemos hecho un juego bonito y divertido.

El equipo ha rendido muy por encima de lo esperado.

-Cada jugador ha dado su mejor nivel, además somos el único equipo que no ha hecho incorporaciones durante la temporada.

Comentaba Dani Pérez en una entrevista a este periódico a finales de enero que los jugadores se estaban reivindicando.

-Cuando uno escucha cosas como que somos carne de LEB o que somos candidatos claros para bajar, cuando nadie cree en ti, y eres capaz de ir dando pasos, ir ganando partidos, dando tu mejor nivel... Igual no tenemos los que más talento, pero como grupo hemos sacado nuestro mejor nivel, con sacrificio al 100%. Hemos conseguido resultados que nadie esperaba y por ese lado sí que nos hemos reivindicado.

¿Usted qué pensó en verano al ver la plantilla?

-Siempre he confiado en la capacidad de Porfi, que es muy bueno creando equipos. Ya lo demostró el año pasado. Había jugadores que no conocía, pero confiaba en el equipo por lo que te he dicho antes. Porfi sabe qué jugador se puede adaptar a nuestro estilo, ahí ha acertado mucho. Desde las primeras jornadas se ha visto que hemos competido contra todos.

¿Cuál es el primer mensaje que les transmite Porfi Fisac?

-Nos dice a dónde venimos, que es un club humilde que ha pasado por años difíciles, que lo primordial era que el club se asentara y conseguir que viniera más gente a Illunbe. Y luego, sacrificio y dar el 100% en la pista. Todos los partidos nos ha dicho que no juguemos con el resultado, sino que hagamos nuestro baloncesto, que teníamos que divertirnos y a la vez dejarnos la piel en la pista.

Empezaron muy bien, con dos victorias en las tres primeras jornadas, y luego no han tenido ningún bache importante.

-Hemos sido bastante equilibrados. A veces por el calendario es difícil no encajar un par de derrotas o tres seguidas. Pero siempre nos hemos recuperado bien de las derrotas, el equipo es muy trabajador y tiene ansias de ganar. Siempre hemos estado con ganas de trabajar para el siguiente partido, siendo conscientes de que por nuestra plantilla no podemos ganar los 34 partidos.

Han practicado un juego alegre, divertido y ofensivo.

-Nuestra idea siempre ha sido defender al 100% pero a partir de ahí si uno defiende bien va a haber más fluidez en ataque. El equipo ha sido generoso, sabiendo quién tiene que tirar más tiros y quién menos. Los roles han estado claros, ha sido una de las claves. Hemos jugado fluidos, hemos corrido y hemos hecho un juego divertido por momentos.

¿Se lo han pasado bien en la cancha?

-Sí. En ningún momento hemos dejado de disfrutar.

Todos los integrantes de la plantilla han rendido a un nivel alto. ¿Le ha sorprendido alguno en concreto?

-Sorprender no, porque al final en esta liga parece que te ponen una etiqueta y vas siempre con ella. Parecía que Clark solo tiraba y ha demostrado que también puede postear y rebotear. Yo intento borrar las etiquetas. Cada jugador aquí ha trabajado al 100%. Norel ha tenido algún percance físico, pero ha jugado a tope, tuviera molestias o no, a Jordan lo apartaron del Betis pero el tío las mete...

El año pasado el vestuario era una piña, con muy buen ambiente. ¿Este año también?

-Los resultados han acompañado desde el principio, con ese balance de 2-1. Pero la verdad es que el grupo humano es buenísimo, en la cancha hay más consejos que broncas y fuera siempre estamos de buen humor, con bromas. Eso ayuda. Y la mayoría no teníamos experiencia en ACB, pero hay varios jugadores que sí y nos han transmitido mensajes que han ayudado a todos.

Norel y Van Lacke le han ayudado en las labores de capitán.

-Sí, Fede a la hora de transmitir mensajes me ha ayudado mucho. Ha vivido mucho más que yo en la ACB, y siempre que había que decir algo lo hacía. Lo que nos han dicho los veteranos se ha tenido en cuenta y los que tenemos menos experiencia hemos aprendido de ellos.

El año pasado usted integraba también la plantilla del ascenso. ¿Pensaba entonces en un ciclo de dos años tan exitoso?

-El año pasado nadie esperaba el ascenso, así que en ningún momento pensaba que ahora estaría en la ACB. Salimos en la LEB con la idea de sanear el club, pero terminamos primeros y, una vez ya en ACB, sí que confías en mantenerte. Pero hace dos años no hubiera dicho que íbamos a estar en esta situación.

¿Usted qué tal se ha sentido en su primer año completo en ACB?

-Es un salto importante. No me he sentido mal, aunque la primera temporada suele ser difícil. El rol que me ha transmitido Porfi lo he entendido, cuando he estado en pista he intentado hacer las cosas que me pedía. Estoy jugando de base y, teniendo en cuenta que Kenny las mete todas y Dani está a buen nivel, entiendo a Porfi. Yo pensaba: cómo me va a sacar ahora. Cuando estoy en pista, estoy cada vez mejor, en los últimos partidos me veo con ritmo y chispa, estoy contento con mi trabajo.

Con el debut de Urtxulutegi en Madrid, ya son doce los guipuzcoanos que han jugado en la ACB con el GBC, aunque ninguno ha tenido un rol importante y continuado. ¿Quizás usted lo puede tener?

-Quizás, ojalá. Me gustaría seguir en este club y esta categoría durante años. Tengo que trabajar y en ello estoy. Ambición y ganas no me faltan, cada vez me siento más seguro de lo que quiero hacer y entreno todos los días a tope. Ahora ya estamos acabando esta temporada pero mi objetivo es prepararme para la siguiente y poder seguir en este equipo.

Antes me ha hablado de etiquetas. Si le digo que es buen defensor y que se ha adaptado bien al puesto de base pero que le falta tiro, ¿qué me responde?

-He progresado bastante en el tiro, trabajo todos los días con Sergio y Bully, y les estoy muy agradecido por las horas que metemos. He progresado, aunque no he tenido mucha opción de demostrarlo en cancha. Con mi rol no me toca tirar tanto, pero voy mejorando y llegará el día en el que lo mostraré sobre la cancha. No pienso en esa etiqueta, si no pensaría que voy a fallar antes de tirar. Y respecto a lo otro, sí creo que puedo defender a cualquiera, pero no pienso que soy un defensor;si no, me limitaría.

¿Se ve compartiendo equipo con Gaizka Maiza el año que viene?

-Es un gran amigo mío. Cuando hemos sido compañeros de equipo, hemos congeniado muy bien, y fuimos segundos en LEB Plata con el Iraurgi. La ACB es diferente, pero es un gran compañero y amigo y le deseo lo mejor. Si es a mi lado, mejor.

Por cierto, tuvo un bonito detalle con Urtxulutegi, al que dio una asistencia pudiendo usted meter la canasta.

-Bueno, para un jugador es un sueño debutar en la Liga ACB y hacerlo contra el Real Madrid. Tuvo esa oportunidad. No fue un detalle, era un contraataque, podía anotar yo, pero le vi solo y le pasé. Se acordará de su debut y de las dos canastas que pudo meter.

Secciones